jueves, 21 de enero de 2010

Morón denunció que el Gobierno nacional cometió irregularidades en un plan social

“El problema en la Argentina no es la pobreza sino la inequidad social, cómo se distribuye” la riqueza. La definición de Cristina Kirchner al anunciar el plan Argentina Trabaja se convirtió en una profecía autocumplida.

Los municipios que no aplican la política de alineamiento con el gobierno nacional comenzaron a sufrir las consecuencias. En el partido de Morón, el Ministerio de Desarrollo Social que conduce Alicia Kirchner excluyó a 253 beneficiarios propuestos por la comuna e incorporó en la lista a otros 200 que responden directamente a la cartera que dirige la cuñada presidencial. Y a los trabajadores de los nuevos emprendimientos les pagaron sólo 600 pesos, la mitad del salario mensual que debían percibir.

A su vez, otro intendente de la tercera sección electoral espera que finalice la feria judicial para dar a conocer una denuncia por la intromisión del ministerio en la inscripción de beneficiarios. El programa original que les daba los municipios la potestad para seleccionar a los beneficiarios parece haber perdido frente a la injerencia directa de los funcionarios de Alicia en el control de los programas.

El plan de Ingreso Social con Trabajo Argentina Trabaja que lanzó la Presidenta el 14 de agosto, un mes y medio después de las elecciones legislativas que fortalecieron a los partidos de la oposición, buscó anticipar el reclamo de los sectores sociales más desprotegidos y volver a soldar el escudo protector de los intendentes del conurbano provinciales dotándolos de poder con una porción de la hipercentralizada caja social, con la intención de evitar una estampida temprana.

El programa integral involucra una inversión de 1.500 millones de pesos para la ocupación de 100.000 personas organizadas en cooperativas administradas por los municipios. El gobierno nacional debe girar los salarios mensuales de 1.300 pesos –poco más de 1.200 en mano– y fondos para los insumos para los trabajos de pequeñas obras públicas y para el pago de los seguros de los trabajadores.

Las semanas posteriores al anuncio comenzó a quedar en evidencia el conflicto por el control del ingreso de beneficiarios. Las organizaciones sociales comenzaron a reclamar espacios para ingresar al plan y realizaron una docena de marchas frente al Ministerio de Desarrollo Social, con dos acampes sobre la 9 de Julio incluidos. La semana que viene repetirán la modalidad de concentrarse bajo las ventanas del edificio que conduce la hermana de Néstor Kirchner.

A los reclamos por participar en la definición de los cupos por parte de las organizaciones sociales, se sumaron ahora las denuncias concretas. En el municipio de Morón, que hasta diciembre estuvo administrado por Martín Sabbatella, el intendente sucesor, Lucas Ghi, suspendió la aplicación del programa hasta que se normalicen los pagos y el Ministerio de Desarrollo Social explique por qué 253 beneficiarios fueron excluidos de la lista.

El arbitrario trueque del ministerio se quedó con la quinta parte del cupo que le corresponde al distrito. “En tiempo y forma se envió el listado de 900 personas para ser incorporadas al plan. Algunos fueron separados de la nómina porque no cumplían los requisitos y se envió una lista complementaria.

A tres meses de la preselección, hay 235 personas que no aparecen en la nómina y nadie nos dice dónde están. Y se incluyeron otras 200 personas que no pasaron por el filtro de la Agencia de Empleo del municipio”, explicó a Crítica de la Argentina el secretario de Gobierno de Morón, Diego Spina. Las irregularidades son conocidas en el Ministerio de Desarrollo Social.

Rubén Murphy, a cargo de la Organización de Ingresos Sociales, el área del ministerio que se ocupa del plan Argentina Trabaja, le dijo anoche a Crítica de la Argentina que “el tema está resuelto desde hace 14 horas, estoy tratando de hablar con los funcionarios del municipio y no me atienden el celular”.

–Pero si están pidiendo una solución, ¿no es raro que no lo atiendan?, preguntó este diario.

–Le dejé cuatro mensajes en el contestador, le aseguro.

–Nosotros pudimos hablar con los funcionarios sin inconveniente...

–Lo llamo de nuevo, entonces. La situación es estrictamente administrativa y está resuelta. Pero no le voy a dar los detalles –completó Murphy.

Las denuncias de los intendentes contra el ministerio también llegaron a Tribunales. Un jefe comunal, que prefirió mantener reserva de su nombre hasta que termine la feria y vuelva pública su presentación, puntualizó ante la Justicia que una delegación de la cartera a cargo de Alicia Kirchner se presentó inesperadamente y comenzó a inscribir beneficiarios en dos esquinas del municipio. En el escrito, que espera la llegada de un juez, la comuna advierte que no se cumplieron los requisitos que el propio ministerio había fijado. También regresó a la calle. En La Matanza, diez organizaciones sociales acampaban frente a la plaza para denunciar la inscripción de “12 mil personas a través de punteros barriales”.

“Queremos transparencia y no militantes políticos”

Diego Spina es el secretario de Gobierno de Morón. Y el encargado de reclamar desde hacer tres meses que se cumpla con los plazos acordados para implementar el plan Argentina Trabaja en el Municipio. “El gobierno nacional debía girar un millón de pesos en diciembre para contratar los seguros de las cooperativas y comprar los insumos, pero no se depositó ni un peso”. Y se decidió suspender la capacitación del programa hasta que se solucione.

–¿Cuántos beneficiarios tiene Morón?

– El cupo es de 900. Pero hay 253 personas que no fueron incluidas y aparecieron otras 200 que el propio ministerio reconoce que no tienen el acuerdo del municipio (ver documentos).

–¿Lo atribuye sólo a un error?

–Quiero dejar en claro primero que estamos de acuerdo con la implementación del plan de contención y ayuda social. Pero creemos que los requisitos para acceder deben ser los que estaban fijados y no que se trate de militantes políticos. Que se asignen con transparencia.

–¿Cree que el plan fue sólo un anuncio para contener la protesta social?

–Es evidente que hay problemas en la implementación. Pero nosotros cumplimos con todo los que se pidió.

–¿Por qué hay 200 personas que suma directamente el ministerio?

–No sabemos quiénes son. Ellos no pasaron por el filtro del municipio a través de la Agencia de Empleo. No forman parte de las cooperativas que creamos y no van a trabajar en Morón. No sabemos qué tareas les asignaron ni dónde.

–¿Qué les dijeron en el ministerio?

–Venimos hablando hace meses y nos dicen que se va a arreglar. Pero hasta ahora no hay ninguna solución.


Fuente: Diario Crítica

viernes, 15 de enero de 2010

Estamos de acuerdo con utilizar las reservas si libera fondos para la deuda interna

Martín Sabbatella: “Estamos de acuerdo con utilizar las reservas si libera fondos para la deuda interna”

“Está bien disponer de las reservas, utilizar los recursos del presupuesto para más inversión pública y que sesione el Congreso para resolver la cuestión de fondo”.

“Si el uso del excedente de las reservas para un fondo de garantías genera mejores condiciones para el país; permite refinanciar a tasas más bajas y libera fondos del presupuesto para la deuda interna, para inversión pública, para ampliar los recursos en políticas sociales, en políticas productivas y en obra pública e infraestructura; estamos de acuerdo”, señaló el diputado nacional de Nuevo Encuentro, Martín Sabbatella, en relación a la decisión del Gobierno de crear un fondo especial para cubrir vencimientos de deudas con el excedente de reservas del Banco Central.

Sabbatella agregó: “Lo que sería importante es que el Congreso discuta cuales son las prioridades y como se utilizan los recursos del presupuesto que se liberarían con el uso de las reservas”.

Además, cuestionó a quienes se oponen a utilizar las reservas y expresó: “Los que no quieren tocar las reservas, quieren usar los fondos del presupuesto para pagar la deuda, y eso implica sacarle recursos a la inversión social y productiva. Buscan achicar la inversión pública cuando hay que hacer todo lo contrario. Buscan enfriar la economía cuando hay que seguir inyectando recursos que generen mayor consumo, mayor producción, mayor empleo, en definitiva mayor crecimiento con equidad”, manifestó el diputado nacional de Nuevo Encuentro.

Sabbatella resaltó que “en ese camino es urgente la reforma tributaria que aumente la presión impositiva sobre los sectores con mayor capacidad contributiva. En la Argentina la presión fiscal sobre el producto es menor, por ejemplo, que la de Brasil. Por eso, es necesario gravar la renta financiera, discutir la renta minera, petrolera, el impuesto a la herencia, entre otras medidas”, enfatizó.

Por otra parte, en relación a la legitimidad o no de la deuda, Sabbatella expresó: “Nos parece importante que se debata el origen de la deuda. Nosotros creemos en el origen ilegítimo de la deuda generada del 76 al 83, y somos concientes también de la complejidad que tiene abordar este tema hoy después de las quitas, pagos, renegociaciones y nuevas emisiones. Además, hay que ver quienes son los actuales tenedores de la deuda. Más allá de lo complejo de esto sería importante que el Congreso lo estudie y lo trate”.

Con respecto a la discusión sobre la situación institucional, dijo que “hay que ser muy respetuoso de los mecanismos institucionales. Los DNU son herramientas constitucionales que tienen fuerza de ley hasta que el parlamento diga lo contrario. Cuando interviene la justicia hay que respetar sus fallos y el derecho de apelación. Todo esto es una obviedad. Tiene que sesionar el Congreso y resolver la cuestión de fondo”.

Nuestra posición sobre el vial costero: reclamamos un plan de desarrollo estratégico local

No al Vial Costero
No a la Ciudad pensada en función de los negocios inmobiliarios y de la corrupción
a un Plan de Desarrollo Estratégico para Vicente López

Desde el Encuentro por la Democracia y la Equidad Vicente López nos oponemos a la construcción de un Vial Costero, a realizarse sin estudios de impacto ambiental válidos y sin consultar a los vecinos qué obras necesitan y cuál es el tipo de ciudad en la que desean vivir.
Nos oponemos a que la obra se lleve adelante de esa forma, así como cuestionamos:

* El manejo que el Municipio ha hecho de la Costa en general
* Los proyectos que se plantean desde la gestión del "Japonés" García sobre el Batallón de Villa Martrelli y la realización de hoteles Cinco Estrellas en zonas no habilitadas a tal efecto
* La falta de respuesta a las necesidades de vivienda digna para miles de vecinos de la zona Oeste del partido
* La falta de políticas que hagan al cuidado del medio ambiente por parte del Municipio.


Como lo dijimos en la última campaña electoral, donde miles de ciudadanos y ciudadanas apoyaron la propuesta que llevamos adelante, no sólo queremos expresar nuestro rechazo a políticas inadecuadas, sino que además queremos proponer soluciones:

* No aprobar más excepciones al Código de Ordenamiento Urbano (COU). Creemos que estos mecanismos constituyen una de las llaves a la corrupción.
* Realizar un Plan de Desarrollo Estratégico Local para Vicente López con la participación de los diferentes sectores de la comunidad. Es posible hacerlo. Morón, bajo la gestión de Martín Sabbatella, así como Rosario, Mar del Plata y Rafaela, entre otras ciudades, encararon una política pública para todos en materia urbana.
* Discusión de un nuevo Código de Ordenamiento Urbano que contemple las necesidades de la mayoría de la población y no de unos pocos sectores que hacen grandes negocios inmobiliarios.